Cachopo de morcilla - La mesa del Conde

Cachopo de morcilla casero

Cachopo de morcilla

En esta publicación nos vamos a atrever con una de las recetas más características de Asturias, si bien posee menos tradición de lo que se cree en general. Y nos referimos al cachopo. Si bien nosotros os proponer un cachopo de morcilla casero, como una versión moderna, diferente y muy nuestra.

Origen de la receta

Aunque hay quienes quieren ver en el cachopo una receta ancestral o tradicional, pero no se conocen referencias previas a inicios del siglo XX, donde era denominado “filete a la asturiana”, si bien el concepto era sobradamente conocido previamente. La popularización de este cachopo se inició a dar ya a mediados del siglo XX, en los restaurantes de Oviedo.

Jornadas del cachopo en Madrid
Jornadas del cachopo en Madrid

No obstante, el nombre de cachopo sí tiene mucha más historia; si bien, puede hacer referencia a la palabra latina -“caccabum“-, “recipiente”; del que deriva “cachopo”, que era el hueco dentro de un árbol donde se guardaban las herramientas en el bosque.

Ingredientes de nuestro cachopo de morcilla casero

  • Por cada comensal, dos filetes de ternera con mucho magro.
  • Lonchas de queso tierno, en nuestro caso, usamos mozzarella.
  • Lonchas de jamón serrano.
  • Huevo batido.
  • Pan rallado, o como en nuestro caso, escamas de pan Panko.
  • Crema de morcilla.

 

0. Ingredientes del cachopo de morcilla - La mesa del conde
Ingredientes del cachopo de morcilla – La mesa del conde

Para acompañar el cachopo de morcilla, hemos elegido unos pimientos del piquillo asados en conserva.

Cómo elaborar nuestro cachopo de morcilla casero

Nuestra versión modifica claramente la versión más tradicional en la que solo se incluye el jamón serrano y un queso tierno en lonchas, en la que además se incluyen pimientos asados también; Y que vamos a usar una crema de morcilla que hemos visto que se puede adquirir en diversas cadenas de distribución, y que le aporta ese toque especial.

1.- Vamos a proceder a estirar los trozos de carne, buscando que sean mucho más finos y de mayor superficie. Lo ideal es con un martillo, pero nosotros hemos usado el rodillo para estirar masas. Lo haremos para cada filete de ternera.

Estiramos la carne de ternera - La mesa del Conde
Estiramos la carne de ternera – La mesa del Conde

2.- En uno de los filetes, vamos a colocar una base de crema de morcilla que extendemos con una cucharilla. Sed generosos, porque está muy buena. Tiene un toque picante, lo que la hace muy sabrosa.

Se pone la capa de crema de morcilla - La mesa del Conde
Se pone la capa de crema de morcilla – La mesa del Conde

3.- Sobre esta capa de crema de morcilla, colocamos unas lonchas de jamón serrano y el queso. Nosotros hemos usado un queso mozzarella porque es tierno y funde muy bien al calentarlo.

Sobre el jamón serrano, ponemos el queso - La mesa del Conde
Sobre el jamón serrano, ponemos el queso – La mesa del Conde

4.- Colocamos la segunda pieza de carne, tapando, sobre el filete en que le hemos puesto el relleno.

5.- Solo falta empanar; por lo que, para ello, tenemos que batir un huevo de gallina. Antes de pasar por el huevo, pero previamente lo hemos pasado por un poco de harina. El toque especial se lo vamos a dar con las escamas de pan Panko, un pan japonés que fabrica Harinas Santa Rita.

Podéis adquirir aquí este producto.

Enharinamos, ponemos huevo y panko a la filete doble de carne - La mesa del Conde
Enharinamos, ponemos huevo y panko a la filete doble de carne – La mesa del Conde

6.- Con un poco de aceite de oliva virgen extra virgen, podéis freír por ambos lados este cachopo de morcilla y servir directamente. Nosotros lo acompañamos con unos pimientos del piquillo asados, que le aporta un toque fresco muy sabroso.

Pasamos por la sartén el cachopo de morcilla - La mesa del Conde
Pasamos por la sartén el cachopo de morcilla – La mesa del Conde

El toque de color y complemento del aroma, lo puede dar un poco de perejil picado. pero es opcional y tiene un toque más estético llegado el caso.

Propuesta de armonía

Para este delicioso cachopo, os vamos a sugerir un vino con carácter y personalidad, toda una sorpresa. Desde la DOCa. Rioja, este vino con crianza prolongada, pero que conserva mucha frescura. Se trata del vino de Bodegas Tarón, el Tarón Cepas Centenarias. Realmente curioso.

Cachopo de morcilla armonizado con el vino tinto Tarón - La mesa del Conde
Cachopo de morcilla armonizado con el vino tinto Tarón – La mesa del Conde

Como te contamos en nuestra vídeocata, es un vino muy interesante y que te recomendamos, pero cualquier vino tinto con una crianza media sería muy recomendable. Otra gran opción serían los vinos de la DO. Bierzo, como los tinto mencía de Bodegas Prada a Tope o de Bodegas Losadas. Ambas opciones seguro que serían muy interesantes.

Vídeo receta del cachopo de morcilla casero

Si te van las vídeorecetas, te dejamos aquí la nuestra. Y recuerda que en nuestro canal de YouTube tienes más recetas.


 
 
Y como veis, esta receta tan de moda en los últimos tiempos, al punto de hacerse hasta una Ruta del Cachopo, es más sencillo de hacer en casa de lo que creéis; y así disfrutar de un platazo de carne sabrosísimo y muy completo; además, es un perfecto complemento a un entrante de unos patatines al cabrales.
 
¿Y vosotros? ¿Conocías cómo se prepara un cachopo normal? ¿Habías pensado que también se podía hacer un cachopo de morcilla? Contadnos vuestras experiencias disfrutando de este icono de la gastronomía asturiana.
 

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Buscador